Tu enemigo no cae por tu rabia, si no por el antídoto de tu serenidad…A veces tienes que olvidar lo que sientes y recordar que te mereces lo mejor. Afortunadamente siempre existe otro día, otros sueños, otras risas, otras personas y otras cosas…

Rovica.

 

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Me encanta. En tus escritos se percibe la cordura. Me gusta la forma que tienes de sentir la vida. Porque tú no la vives, la sientes. Un beso de tu gran admiradora, me rindo a tus pies.

    1. Vivir y sentir la vida lo he aprendido a través de mis abuelos y mis padres desde que era una bebé. Ellos siempre me han enseñado a respetar, valorar y ser agradecida con las personas. Y también, como no, a disfrutar de todas esas pequeñas cosas que, si las observas con atención, son curiosamente maravillosas, únicas y sobre todo, están ahí para todos. Para mí es un placer saber que te gustan mis escritos querida Mar. Muchas gracias. Un abrazo grande amiga 🤗😊

¿Te ha gustado? ¡Pues ahora te toca comentar!

Cerrar Menú
A %d blogueros les gusta esto: